Comparte:

La asociación civil “Desarrollo y Defensa Empresarial, A. C.” denunció la realización de procesos burocráticos de autorización de pagos, por parte de las “grandes empresas” como Volkswagen de México, S.A. de C.V., planta puebla y planta Silao Guanajuato., Audi de México, planta san José Chiapa, Puebla, para pagar a proveedores, lo que podría llevar a la quiebra a al menos ocho empresas, y por consiguiente habrá la pérdida de fuentes de trabajo.

El representante legal de la asociación, Juan Sánchez Dorado, advirtió que valiéndose de la situación actual que impera en el país por la pandemia del Covid-19, han hecho caso omiso a los pagos que están obligados a realizar a las empresas poblanas y sus subcontratistas señaladas y a las cuales con toda seguridad se continuaran sumando otras que igualmente se encuentran agraviadas y en estado de indefensión, ya que aunado a la crisis económica y a la suspensión de actividades en el ámbito legal, cada día agrava más esta situación.

Las empresas que han resultado afectadas:

  • Ingeniería e Infraestructura Industrial Eléctrica S.A. de C.V.
  • Eleccsa Construcciones S.A. de C.V.
  • Valktimurt S.A. de C.V.
  • Perforación Horizontal Dirigida “La Bamba” S.A. de C.V.
  • Recursos Humanos Especializados para la Industria Automotriz S.A. de C.V.
  • Hidráulica e instalaciones MLYLR S.A. de C.V.

Señaló que, en su carácter de proveedores de equipos, de materiales, así como de prestación de toda clase de trabajos y servicios contratados y subcontratados, realizados en su beneficio desde hace más de 12 meses, ha provocado con ello, una situación económica insostenible, así como daños y perjuicios a estas pequeñas empresas de servicio y de su plantilla laboral.

Explicó que la situación también afecta a los que también los proveyeron con equipo; material, insumos y mano de obra para cumplir con las exigencias de lo contratado, suministrado y en usufructo por y para el bien de dichas plantas automotrices.

“Siguiendo con la directrices y políticas de nuestro gobierno, para evitar que haya mayor deterioro en nuestra economía, por la suspensión de las actividades primordiales para seguir laborando con normalidad, por la pandemia del Covid-19, y no teniendo alguna otra instancia legal para hacerla valer, por tal situación, es por lo que acudiremos a las acciones necesarias que estén a nuestro alcance para salir adelante”.

Expresó que no es comprensible la actitud de dichas empresas automotrices, cuando el gobierno, las han apoyado con grandes beneficios tanto para su instalación y producción, con diversas prebendas, que no han recibido otras inversionistas para instalarse en nuestro estado y nuestro país, así como de los empresarios mexicanos y de esta zona, no se han beneficiado con el mismo trato, pese a estar pagando puntualmente nuestros impuestos y creando empleos, sin discriminación alguna.

Juan Sánchez hizo una invitación a todas las empresas afectadas por esta situación para fortalecer sus acciones dentro del marco legal y lograr la retribución legitima de estos adeudos.

Comparte:

Por Roberto Castillo

Beto Castillo, viajero y siempre scout.