Comparte:

Elementos de Grupo Beta Piedras Negras del Instituto Nacional de Migración (INM), con respaldo de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y el apoyo aéreo de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado de Coahuila (SSPEC), rescataron a una persona migrante mexicana abandonada por el grupo de personas con las que viajaba hacia la frontera con Estados Unidos.

Se trata de un hombre de 18 años de edad, originario del Estado de México, quien narró que llevaba cuatro días sin rumbo, sin agua y alimento; tenía intenso dolor de cabeza y un cansancio extremo al punto de no poder dar un paso más. Pese a la escasa batería de su dispositivo móvil alcanzó a hacer una llamada de auxilio y mandar las coordenadas del lugar donde se encontraba.

Tras el reporte del Centro de Comunicaciones, Cómputo, Control y Comando (C4) del estado de Coahuila, Grupo Beta del INM, dependiente de la Secretaría de Gobernación, estableció comunicación con el destacamento de la Sedena en el municipio de Jiménez, y con la SSPEC para iniciar la búsqueda y rescate del joven, quien por dichos síntomas estaría en muy malas condiciones de salud.

En una unidad todo terreno se logró llegar a través de terracería a un sitio cercano a su ubicación, no obstante que aún quedaba poco más de medio kilómetro del punto de encuentro, por lo que se emprendió la caminata hasta que fue ubicado.

Se le brindaron los primeros auxilios, pero el estado de deshidratación le impedía incorporarse y caminar; tenía dolor de cuerpo y cabeza, así como calambres en los pies.

Dado que el vehículo se ubicaba aún, a poco más de 500 metros de distancia, se solicitó apoyo de un helicóptero de la SSPEC para sacarlo del lugar y trasladarlo a un hospital cercano.

Pese a que al aterrizar en el Aeropuerto Internacional de Piedras Negras, mostró mejoría en su salud, fue llevado en una unidad de Grupo Beta al Hospital General Dr. Salvador Chavarría, donde se le suministró hidratación vía intravenosa.

Comparte: