La calabacita, también conocida como calabacín, calabacita tierna o calabaza de verano, es llamada en algunos países de América Latina como zapallito. Su nombre científico es Cucúrbita pepo L.

Beneficios y Propiedades

  • Contiene luteína y zeaxantina, dos antioxidantes que se cree ayudan a prevenir las cataratas y que incluso pueden retardar el desarrollo de la degeneración macular.
  • Es rica en vitaminas del complejo B (B6, B1, B2y B3), folato, colina y minerales como hierro, manganeso y fósforo.
  • Aproximadamente el 90% de su peso es agua, así que brinda pocas calorías.
  • Su pulpa tiene un alto contenido en mucílagos, los cuales poseen una acción suavizante y protectora de la mucosa del estómago.
  • Rica en vitaminas C y A, especialmente carotenos que funcionan como antioxidantes.
  • Es recomendable comerla con todo y piel, ya que es ahí donde la mayoría de sus antioxidantes y fibra se encuentran.

El mayor productor de calabacita es Sonora, seguido de Sinaloa y Puebla.

Los tipos de calabacita

Calabacita criolla: Es de color verde pálido con forma redonda, su pulpa es color amarillo pálido y sus semillas tienen el mismo sabor que la pulpa.

Calabacita italiana: Es más larga que ancha y su piel es verde claro u oscuro.

Compra y Conservación

  • Elige aquellas que sean firmes al tacto, compactas, pequeñas o medianas y sin manchas en la piel.
  • Rechaza las que sean grandes pues suelen tener demasiadas pepitas y una carne menos tierna.
  • También las puedes congelar, siempre que con anterioridad las escaldes en agua hirviendo durante unos tres o cinco minutos.
  • La intensidad del verde de su piel no influye en la calidad de la pieza, el color solo depende de la variedad a la que pertenezca.
  • Puede conservarse en el refrigerador en buenas condiciones durante unas dos semanas.

Por Veral