De Puebla, para el mundo surge el “Padre Cheke”, un sacerdote de 48 años de edad, que busco en TikTok una forma de llegar a la comunidad católica en medio del confinamiento que provocó la pandemia por Covid-19.

El sacerdote más “padre” de las redes sociales creo una cuenta de Tik Tok, poco antes de que estallara la curva de contagios ascendente por el Covid-19 en México.

A más de un año, esa cuenta que apenas si contaba con 20 seguidores, actualmente tiene más de 680 mil seguidores, que han dado 3.2 millones de “me gusta” a las publicaciones.

El presbiterio Ezequiel Padilla, conocido como el Padre Cheke, en TikTok, narra que en marzo del año pasado, cuando regresó de un encuentro de formación en Italia, comenzó con esta idea de usar la red social para tener un acercamiento con su comunidad.

Recordó que en esos días la pandemia empezaba a golpear a todo el mundo y apesar que en México no había ningún protocolo sanitario y menos para migrantes del extranjero, decidió iniciar su propia cuarentena en su casa y así emprendió la búsqueda de esta nueva forma de estar en contacto con los feligreses.

En medio de su cuarentena, el primer video que grabó en Puebla fue la bendición en el altar de la Capilla del Sagrado Corazón y San Cayetano, de la que es rector. Cuando la subió a la plataforma, la cantidad de personas que lo seguía se reventó a 10 mil en un par de horas.

Ahora con el hashtag #cheketokers usuario comparten publicaciones en esta red social de videos cortos.