El Instituto Nacional de Migración (INM), dependiente de la Secretaría de Gobernación, llevó a cabo del 25 al 30 de abril una visita de supervisión y evaluación a la labor del personal y la operatividad de las instalaciones migratorias en el estado de Coahuila, con el propósito de mantener estándares de calidad en la atención y servicio que se brinda a los migrantes nacionales y extranjeros que ingresan, transitan y salen por esta entidad.

El comisionado del INM, Francisco Garduño Yáñez, en compañía de funcionarios de oficinas centrales y de la representación estatal, recorrieron las diferentes sedes migratorias ubicadas en aeropuertos internacionales, puentes fronterizos, puntos de internación, áreas administrativas y de alojamiento para personas extranjeras.

Garduño Yáñez conoció y reconoció la labor humanitaria de quienes integran los diferentes agrupamientos de atención y servicio de la institución en esta localidad, en especial de Grupo Beta Piedras Negras y Grupo Beta Ciudad Acuña, instancias que al mes de abril registran 397 personas migrantes rescatadas, ante 674 del año 2020 y 464 de 2019, aunado a la recuperación de 13 cuerpos en el cauce del río Bravo, contra 16 y 22 de los dos años anteriores.

En el caso del grupo del Programa Héroes Paisano, se dio a conocer que durante el periodo de Semana Santa se brindaron 9 mil 22 atenciones a connacionales que decidieron visitar el país; mientras que, el personal del área de Repatriación de Ciudad Acuña y Piedras Negras, otorgó 7 mil 014 atenciones a connacionales en lo que va del presente año, frente a 19 mil 698 en 2020 y 12 mil 452 en 2019.

Durante su estancia en Coahuila, las autoridades del INM revisaron el estado que guardan los inmuebles, así como la operatividad de los nuevos modelos de trámites migratorios en las distintas sedes migratorias y puntos de internación, además de comprobar la aplicación de los protocolos sanitarios establecidos para tender la pandemia por Covid-19.

Se sostuvieron reuniones de trabajo con el personal del instituto y se aplicaron recorridos en las áreas de atención a las personas migrantes, nacionales y extranjeras, como garitas, estaciones y estancias provisionales, para constatar que el servicio que brindan las y los agentes federales sea con calidez y apegada a los derechos humanos.